inicio / opinion y toros
 
   
   
Inicio
Editorial
Opinión
División de Opiniones
El Arte del Rejoneo
Reportajes
Mano a Mano
Tribunas
Noticias
San Isidro
Enlaces
Novedad Quiénes somos
Buscador OyT
   
 
Previsión del tiempo para MADRID
 
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Sergio Flores  
  entrevista de Pla Ventura [ 28/05/2018 ]  
SERGIO, el diestro mexicano de Apizaco que sigue oliendo a FLORES

El pasado trece de mayo retornó a Madrid Sergio Flores, un mexicano singular que hace varios años que no pisaba España, concretamente, la plaza de toros de Madrid y, frente a una encastadísima corrida de Baltasar Ibán, el de Apizaco estuvo dignísimo, teniendo que luchar contra los toros y los elementos puesto que, el viento, para su desdicha, también se sumó al espectáculo. Pese a todo, Sergio Flores salió ovacionado de Madrid puesto que su actuación estuvo plagada por la dignidad y, sin duda por la torería que atesora este diestro.

Salvo en su presentación en Madrid como novillero que encandiló a todo el mundo, como matador de toros no ha tenido fortuna Sergio Flores en Las Ventas. Confirmó su alternativa en el 2013 con Uceda Leal y Curro Díaz y resultó herido. Ese mismo año regresó para la corrida del doce de octubre y, una vez más, la dureza de los enemigos a lidiar le impidió conseguir el triunfo que siempre buscó. Es cierto que se hizo torero en España, como tantos otros matadores mexicanos pero, tras su alternativa en Bayona de manos de El Juli, tarde exitosa por cierto, decidió retornar a su país en el que, como todo el mundo sabe es ídolo admirado; es decir, un consentido de la afición azteca que le mima y le admira como lo que es, una figura del toreo mexicana.


Sergio Flores un gran triunfador en México

-Tu gran mérito, Sergio, según me entender no es otro que haber venido a Madrid el pasado 13 de mayo para matar una corrida de Teófilo Gómez, perdón, de Baltasar Ibán, en un cartel modesto cuando como el mundo sabe, en México, tú eres ídolo admirado. ¿Cómo nace ese gesto admirable tuyo por venir a Madrid en las condiciones de que hemos hablado?

Hacía unos años que no venía a España y, al proponerme esta corrida no lo dudé un instante; piensa que he toreado poco en Madrid y las veces que lo hice no tuve suerte y, como profesional, aunque esté en México, todo el mundo aspira a triunfar en Madrid.


Sergio Flores herido en día de su confirmación en Madrid

-Pese a las tremendas dificultades que presentó la corrida de Ibán, a ti se te vio muy entero, muy puesto, muy auténtico. Lo que se dice arte, tus enemigos apenas te lo dejaron atisbar. Siendo así, ¿vimos entonces la versión poderosa de Sergio Flores tan distinto al triunfador en todas las ferias de México?

No quedaba otra. Yo sabía a lo que me arriesgaba. Fíjate que, los toreros siempre tenemos la esperanza de que en la ganadería que fuere, siempre pueda salir un toro bueno, algo que sucede muchas veces y, cierto es que uno de ellos le tocó al compañero Espada que le permitió el triunfo. No tuve fortuna en el lote pero me sentí poderoso frente a dicha corrida, algo que más tarde ratificó la prensa, es decir, todos los medios de información.

-Es cierto que, dentro de todo, tuviste más suerte que en el día de tu confirmación en que caíste herido.

Aquello resultó ser un día nefasto porque con las ilusiones que yo traía, verme herido me resultó dramático, pero es el riesgo que tenemos que correr todos los toreros que, cuando menos lo esperas y, para colmo, cuando más esperanzas has puesto en una tarde, caes herido y todo se viene abajo.

-Te lo pregunto a ti como lo he preguntado a varios compañeros tuyos mexicanos que, como es tu caso, están saboreando las miles del éxito en México. ¿A qué viene una figura del toreo mexicana a sabiendas de que aquí solo le darán las migajas y, si se me apura, hasta humillaciones? Yo no sé si tú te sentiste humillado en Madrid pero, lo que es muy cierto es que el cartel con el que te pusieron nada tiene que ver con tu personalidad y con tu carisma, el que a diario muestras por todas las plazas de México.


El diestro de Apizaco se juega la vida en Madrid

Como antes decíamos, como torero, como profesional que soy, me queda la espina de no haber triunfado todavía en Madrid y, esa fue la razón por la que acepté dicha corrida. No sentí humillación alguna porque soy yo el que acepté la invitación de la empresa, todo lo contrario; albergaba, como te decía, que un toro pudiera dejarme demostrar mis condiciones como torero, las que tantas veces he podido mostrar en México.

-Como aficionado, matador, siento pena ante la situación tan injusta que se comete contigo como con algunos de tus compañeros. Es decir, en tu país era ídolo admirado como yo decía, alternas con las máximas figuras de la torería de España y, lo que es mejor, nadie te ha dejado atrás puesto que, casi siempre, has salido triunfador por completo junto a El Juli y demás de mis compatriotas cuando actúan en México. De repente, llegas a España, dejas de ser un triunfador, un gran torero, para participar en un cartel humilde que, en realidad, poca gloria te aportó. Y digo esto para demostrar que, si en México, junto a las figuras de España no te quedas a la zaga con ellos. ¿Dónde radica el mal para que en España no puedas repetir los éxitos mexicanos y, lo que es mejor, junto a todos los que has sido capaz de triunfar en tu país?

Yo diría que todo empieza por la gran competencia que existe en España y, para mí, como para cualquier torero extranjero, es muy difícil hacerte un hueco; la única solución para erradicar ese problema sería conseguir un gran triunfo en Madrid que, sin duda lo allanaría todo, por eso vine a Madrid, para tratar de conseguir ese éxito que persigo.


Un pase de pecho que huele a Flores

-Hasta he llegado a pensar que, a tenor de lo visto, quizás te sientas como un fracasado entre nosotros. ¿Digo bien?

No existe fracaso alguno cuando uno es dueño de sus actitudes; repito que, vine a Madrid por propia decisión mía, por ello no cabe la palabra fracaso y, mucho menos en mí caso que creo que estuve muy digno para lo poco que ayudaron los toros.

-Por cierto, ¿tienes más proyectos dentro lo que es la temporada española?

No muchos, es la verdad. Tengo firmada otra corrida en Francia y si no sale nada más que merezca la pena regreso a México que dentro de un par de meses retomamos allí la gran actividad puesto que, para mi fortuna, suelo participar en todas las grandes ferias de México.

-¿Qué sientes, matador, cuando por ejemplo, sales de La México en olor de multitud como triunfador absoluto y, como en la última tarde, junto a esa máxima figura del toreo de España al que conocemos como El Juli?

Yo diría que una satisfacción muy grande, pero no con ánimo de revancha por haber estado a la altura del compañero español; es una dicha interna la que certifica para dentro de mí ser que soy un profesional válido y que en idénticas condiciones a otros toreros puedo estar a la misma altura que los demás.

-Alguien dijo que tu toreo olía a flores, ¿temes que se marchite esa flor algún día?

No, porque el día que entienda que no pueda “regarla” me marcharé. Sí, recuerdo aquella frase y si te soy sincero, me esfuerzo todos los días para que mi toreo tenga eso, ese perfume del que hablamos que, sin duda, oxigena el corazón de los aficionados.

-Hablamos muchas veces, Sergio, del “dócil” toro mexicano y si echamos la vista atrás esa docilidad nos deja muchas dudas porque si no recuerdo mal, eres el torero mexicano más castigado por los toros; si no estoy mal informado, laceran tu cuerpo veinte cornadas, algunas de ellas gravísimas puesto que, como sabemos, en una ocasión estuviste al borde de la muerte. ¿Será entonces que estamos mal informados nosotros y que el toro mexicano tiene el mismo peligro que cualquiera?


Un natural del diestro traxcalteca en La México

El toro puede ser más grande o más chico, todo depende. Pero la gran realidad es que cualquier toro puede herirte, yo soy el ejemplo de lo que digo. Es cierto que, como se sabe, suelo pisar terrenos muy comprometidos, es decir, donde anida el éxito y las cornadas, todo a la par. Pero es el precio que hay que pagar cuando uno quiere llegar a lo más alto. Esto nos da la medida de que en México tampoco le regalan nada a nadie; todo hay que ganarlo con tremendo esfuerzo.

-¿Qué lugar ocupas en el escalafón mexicano?

En la pasada temporada pude torear alrededor de cuarenta corridas de toros y, si no recuerdo mal quedé en segundo lugar porque el primero en México es José. –Se refiere a Joselito Adame-

-Tú tenías en México un admirador muy grande que te quería como si de un hijo se tratare, lo digo porque aquel hombre me habló muchas veces de ti, por eso supe de la pasión que ponía en su énfasis total cuando hablaba de ti. Me refiero a Rodolfo Rodríguez El Pana que, por estas fechas se cumple el aniversario de su muerte en Ciudad Lerdo, digamos que como consecuencia de la dramática cogida que allí sufrió. ¿Cómo recuerdas al maestro?


Sergio Flores sale a hombros con El Juli, plaza México

Con una ternura infinita muy difícil de explicar. Mira si fui afortunado junto a Rodolfo que, la primera corrida de toros que presencié en mi vida junto a mi padre fue en Apizaco y, por supuesto, el gran protagonista de dicha corrida era El Pana. Era yo un niño y quedé cautivado con lo que aquel torero nos ofreció en una tarde cautivadora. Luego, para mi fortuna, como ambos somos de Apizaco, me cupo la dicha de entrenar con él, de sentir y saborear su amistad, su cariño, sus consejos; digamos que la vida me brindó la inmensa fortuna de poder aprender a su lado. Cada vez que podía, el maestro me seguía por todos los lados porque tenía una fe inquebrantable al respecto de mi carrera como torero, algo que le agradeceré eternamente, como él tendrá esa percepción desde el Cielo. Claro que, para mi dicha, en vida me cupo el honor de demostrarle el cariño que yo sentí por un hombre tan irrepetible.

-Gloria para el maestro El Pana que, inmolado en una plaza de toros, como él quería, nos demostró que en los toros se muere de verdad. ¿Qué sentiste aquel día?

Una desolación inmensa, un vacío en mi alma muy difícil de llenar porque dudo que exista otro hombre tan carismático como él, como torero y como persona. Se nos marchó un referente, un dogma de la tauromaquia, un sabio de la palabra, un tipo enriquecedor como pocos. Sin duda alguna, no existirá otro hombre con las virtudes con las que El Pana andaba por la vida.

-¿Cómo te repones, anímicamente dicho de las cornadas? Lo digo porque la última la que sufriste hace unos meses en San Luís de Potosí, como pudimos saber resultó gravísima.

En mi profesión, amigo, es la mente la que tiene que trabajar a velocidad de vértigo; si tras curar la herida que te produce el toro no eres capaz de curar tu alma entonces estás perdido. Yo soy consciente, como decíamos, del alto grado de riesgo que asumo en mi profesión, de ahí que mi mente tiene que trabajar incluso mucho más deprisa que la ciencia que ha curado mi herida.

-Te lo digo como admiración, Sergio, has podido perder la vida en varias ocasiones, de ahí nace la pregunta de cómo eres capaz de superar todo tan rápido.

Si muriera, cosa que no deseo, no sería el primero. Ahí tenemos, como antes decíamos, el ejemplo de El Pana que entregó su alma a Dios en un ruedo. Es mi profesión, la que amo, la que adoro, la que asumo con todas las consecuencias habidas y por haber.

-El taurinismo de España te seguirá maltratando, siempre bajo la percepción nuestra en calidad de aficionados; pero han sido esos mismos aficionados y en este caso de Madrid los que te entregaron el respeto que en verdad mereces. Nosotros, desde nuestra casa, como cualquier aficionado, con estas letras y esta conversación te entregamos nuestra admiración y sin duda, desearte toda clase de éxitos que, como se demuestra en México los tienes casi garantizados, todo ello por tu mejor saber y bien decir, siempre, bajo el perfume de tu toreo que, para tu fortuna, sigue oliendo a flores.

Muchas gracias a ustedes que, sabedor de la gran audición de su medio por tierras mexicanas, soy yo el agradecido con ustedes. El hecho de que hayan reparado en mi persona me ilusiona muchísimo. Repito, muchas gracias y estoy a su disposición para lo que ustedes puedan desear.

Fotos cedidas por el diestro

  haznos tu página de inicio   
 
¡¡ ALARMAS !!
CON LAS MANOS LIMPIAS…
OTRA QUE DICE SER MINISTRA
Op. / Castro
Editorial del Mes
Op. / Plá
¡¡ ALARMAS !!
CON LAS MANOS LIMPIAS…
OTRA QUE DICE SER MINISTRA
 
PABLO AGUADO:  Pura esencia sevillana
¿QUÉ HA SIDO LO MEJOR DE LA TEMPORADA 2018?
LIMA 2018: GALDÓS SE LLEVÓ EL ESCAPULARIO DE ORO
Mano a mano
Div. Opiniones
Reportajes
PABLO AGUADO: Pura esencia sevillana
¿QUÉ HA SIDO LO MEJOR DE LA TEMPORADA 2018?
LIMA 2018: GALDÓS SE LLEVÓ EL ESCAPULARIO DE ...
 
LOS TOREROS ECUATORIANOS /
POBRE TAUROMAQUIA /
OJO CON ESTO /
Op. / Ecuador
Op. / España
Op. / Venezuela
LOS TOREROS ECUATORIANOS
POBRE TAUROMAQUIA
OJO CON ESTO
TODAS LAS NOTICIAS DE CADA PAÍS
España   Francia   Portugal   Colombia   México   Ecuador   Perú   Venezuela 
 
Oyt en Facebook
 
Oyt en Twitter
 
 
     
 
 
 
     
escucha el pasodoble  
 
 
   
  opinionytoros.com  
© diseño web BIT FACTORY, S.L.